Piscinas Naturales de Ávila: 9 lugares para huir del calor

Visitar Castilla y León es siempre una apuesta asegura. Su impresionante patrimonio monumental y su excepcional entorno natural,  le convierten  en un destino ideal en cualquier época del año. Pero si queréis visitar alguna de sus provincias en verano, es recomendable que conozcáis sus zonas de baño más destacables.

En este caso, os queremos hablar de algunas de las Piscinas Naturales de Ávila que debes conocer. Aunque Ávila no se encuentre en el litoral, podemos disfrutar de un buen baño refrescante en sus pozas y piscinas naturales. Además, es la provincia de esta comunidad autónoma, con más zonas de baño para poder refrescarse los meses de calor.

piscinas-naturales-avila

David Ramos

   Una de las formas de conocer todas estas piscinas naturales, es alojándote en alguna de estas casas rurales en Ávila.

La mayoría de estas pozas y piscinas naturales, se encuentran en el espectacular paraje natural de la Sierra de Gredos. Por lo que además de refrescaros en sus aguas cristalinas, podréis conocer uno de los entornos naturales más impresionantes de esta provincia.

9 Piscinas Naturales de Ávila

Si queréis vivir una experiencia única, anímate a conocer alguna de estas 9 Piscinas Naturales de Ávila. Estos destinos rurales son ideales para los días más calurosos del año, si quieres pasar un día en familia o con amigos y daros un buen baño.

¿Nos acompañáis por esta apasionante ruta por estas piscinas naturales? ¡Vamos a conocerlas!

1.Charco del Risquillo

Comenzamos por todo lo alto, hablándoos del Charco del Risquillo. Muy próximo a la preciosa localidad de Guisando, se encuentra estas piscinas naturales de Ávila que te recomendamos conocer. Como ya sabéis, el valle del Tiétar es una de las mejores zonas para darse un buen baño en alguna de sus pozas. Esta zona de baño también es conocida como la Piscina Natural de Guisando y os la recomendamos encarecidamente por sus amplias pozas en las que incluso podrás nadar.

piscinas-naturales-aviola-charco-el-risquillo

Jesús Pérez Pacheco

Si quieres huir del calor, las cristalinas aguas del Charco del Risquillo son un plan perfecto. Un buen chapuzón, algo frío aunque se agradece, mientras contemplas los pinos que rodean estas piscinas naturales. Se trata de una zona poco masificada, así que si te encuentras por los alrededores de Guisando no dudes en visitarla. ¡Un plan ideal para escapar del calor!

2. Charco Verde

Continuamos visitando uno de los municipios más bellos de esta provincia: Arenas de San Pedro. Una localidad tiene mucho que ofrecer a sus visitantes, como su inmenso patrimonio monumental. Pero si lo que quieres es disfrutar de su entorno natural, muy próximo a este en la localidad de Guisando, se encuentra una de las piscinas naturales de Ávila que tienes que conocer. Hablamos de Charco Verde, una de las piscinas fluviales formadas por las aguas del río Pelayos.

Este increíble paraje natural se encuentra en plena Sierra de Gredos, en el valle del Tiétar. Nada más llegar, su belleza y riqueza natural ya os sorprenderá. Dispone de una pequeña zona donde dejar toallas, aunque lo más recomendable es recorrer poco a poco el camino de piedras hasta llegar al otro lado de la charca. Allí encontraréis grandes rocas donde descansar y disfrutar del agua cristalina de estas piscinas naturales. Los alrededores de Charco Verde están acondicionados con servicios, como merenderos o zona de parking.

3. El Charco de los Mozos

A pesar de tratarse de un “pequeño charco”,  este es un lugar ideal para huir del calor y refrescarse durante el verano. El Charco de los Mozos, se encuentra en el pequeño pueblo de Tormellas. Se trata de una localidad rodeada de un paraje natural de envidia, junto a la Garganta de los Caballeros.

piscinas-naturales-avila-charco-de-los-mozos

Chaluco

Mientras te bañas en sus aguas transparentes, podrás ver pequeñas truchas. Por eso, puede ser un lugar perfecto para visitar con niños durante la época estival. Sin duda es una de las mejores zonas de baño de todos estos destinos rurales, en el que disfrutar de la Sierra de Gredos y sus alrededores.

4. Arroyo del Cimorro

El Arroyo Cimorro es otro de los destinos que más os recomendamos conocer, para darte un chapuzón esos días en el que el calor es tu peor enemigo. Tan solo tendrás que dirigirte hasta el municipio de Navalacruz, para poder encontrar este pequeño paraíso fluvial. Al igual que el resto de piscinas naturales de Ávila, sus aguas son muy limpias aunque están algo frías. Sin duda, un lugar de descanso muy recomendado.

El Arroyo Cimorro dispone de todos servicios y comodidades que este tipo de zonas de baño ofrecen. Desde duchas y merenderos, hasta zonas de ocio para disfrutar en familia o con amigos. A pesar de contar con gran afluencia durante los meses de verano, el  Arroyo Cimorro dispone de amplias zonas donde tumbarse mientras observas las montañas y bosques que le rodean.

5. Garganta del Tiétar

El río Tiétar nace en la parte oriental de la Sierra de Gredos y discurre por distintas provincias hasta desembocar en el Tajo. Sus aguas son protagonista en numerosas fuentes, arroyos y gargantas que se extienden por distintas localidades. Es junto al pequeño municipio de Gavilanes, donde encontramos una de las piscinas naturales de Ávila más sorprendentes. A los pies del Cabezo, un entorno con numerosas gargantas y abundante vegetación, encontramos unas pozas de gran calidad con agua cristalina.

La Garganta del Tiétar se le conoce comúnmente como la del Chorro, debido a su altura y corte vertical. Como dato curioso podemos decir que destaca por ser una de las cascadas más altas de España. También conocida como la Garganta de Gavilanes, esta piscina natural nos ofrece un sinfín de posibilidades para disfrutar de un gran día. Desde rutas de senderismo, hasta distintos establecimientos donde disfrutar de la gastronomía del lugar.

6. Piscina Natural El Raso

La piscina natural del Raso, es sin duda una de las más conocidas de toda la Sierra de Gredos. Podrás encontrarla entre los municipios de El Raso y Candeleda, en el Área Recreativa de los Riveros. A pesar de ser una zona de baño muy concurrida, dispone de un gran número de servicios para que todo el mundo pueda darse un baño refrescante.

Puede que uno de sus mayores atractivos, sobre todo para los más pequeños, sean sus altas rocas desde las que tirarse al agua. Además, dispone de una pequeña zona de playa en la que descansar o disfrutar de sus cascadas. Muy cerca de la piscina natural El Raso, encontrarás un restaurante o también puedes optar por comer allí mismo en sus merenderos. ¡El lugar perfecto para una escapada veraniega!

7. Piscinas Naturales del Alberche

En este caso visitamos Navaluenga, un pequeño pueblo en las estribaciones de la Sierra de Gredos, para poder darnos un baño bien refrescante en las Piscinas Naturales del Alberche. Esta es sin duda, una de las piscinas naturales más conocidas y más grandes de la Ávila. Puede que deba su fama a su buena condición, ya que se encuentra en el mismo pueblo y es uno de sus principales atractivos turísticos.

piscinas-naturales-avila-alberche

Amancebog

Las Piscinas Naturales del río Alberche, se encuentran justo debajo de un puente romano del siglo XVI que cruza la localidad de Navaluenga. Dispone de duchas y de una amplia orilla con césped, en la que podrás descansar e incluso improvisar un picnic. Debido a su gran dimensión, en estas aguas se puede incluso practicar deportes como piragüismo. No cabe la menor duda, de que es un lugar con mucha historia y con un gran atractivo turístico para los meses de verano. ¡Una de las mejores playas de agua dulce de España!

8. La Horcajada

Para conocer otra de las piscinas natural en Ávila, visitamos el municipio de La Horcajada. Este se encuentra en la comarca de El Barco de Ávila, donde se encuentran otras pozas y piscinas fluviales que puedes conocer. En Este caso, os hablamos de La Horcajada, ya que es una de las más bellas e interesantes de conocer. Esta piscina natural está formada por las aguas del río Tormes.

Además de bañarte en sus aguas y olvidarte del calor, podrás disfrutar del espectacular entorno natural que les rodea. La Horcajada se encuentra entre la Serranía de  Malpartida y el Collado del Mirón. Estas pozas son el plan perfecto para desconectar de la rutina y relajarse, a la vez que pasas el día con familia o amigos. ¡Os encantarán!

9. Río Arenal

Continuamos recorriendo la localidad de Arenas de San Pedro, en este caso nos dirigimos hacia El Hornillo. Es allí, en pleno cauce del río Arenal, donde podréis encontrar una de las mejores piscinas naturales de Ávila. Estas aguas, limpias y cristalinas, se encuentran retenidas por una pequeña presa creando hasta dos piscinas naturales distintas. Además de poder bañarte y refrescarte durante los meses más calurosos, podrás disfrutar del maravilloso paraje natural de la Sierra de Gredos.

piscinas-naturales-avila-arenas-de-san-pedro

Asqueladd

Estas piscinas fluviales, son ideales para visitar incluso con niños, ya que apenas cubren. Además, dispone de un gran número de servicios como duchas e incluso un trampolín. Debes tener en cuenta que para cuidar el entorno, está prohibido comer o entrar con animales. Pero en una de sus entradas, podrás encontrar un Chiringuito para comer e hidratarse. Si quieres disfrutar de un día diferente en la naturaleza y huir del calor, no dudes en visitar este lugar. ¡Tiene un encanto especial!


Como podéis ver, estas 9 Piscinas Naturales de Ávila son la mejor opción para huir del calor. Así que si te encuentras visitando esta zona y quieres un plan distinto, no dudes en visitarlas y darte un buen baño refrescante. ¡Seguro que os encantan!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Send this to a friend